HOLIDAYS!

  • +Opinión
  • Opinión
  • 23 de Junio de 2016
HOLIDAYS!

¡Al fin llegaron las vacaciones! Uno de los tiempos más esperados y deseados del año.

Hay un momento para todo y un tiempo para cada cosa bajo el sol…” Esta frase escrita en los libros sagrados nos recuerda hoy que desde siempre el ser humano ha vivido supeditado a eso que muchas veces queremos controlar: EL TIEMPO. Si lo pensamos bien un año de nuestra vida no es tanto comparado con toda una vida, y una hora del día no es tanto comparándola con el día completo, sin embargo en cada instante podemos decir que se condensa lo que somos: pasado, presente e incluso futuro. Es en el AHORA,  porque el tiempo presente es el que tenemos para vivir. La vida se nos regala y a lo largo de ella, sea larga o corta, hay tiempo para vivir todo tipo de experiencias. Pasan los días, las horas, los minutos, los segundos y si no vivimos todo lo que hacemos con sentido pasará la vida y nosotros con ella pero sin vivirla plenamente.

El verano es tiempo de disfrutar de la compañía de la familia y los amigos, es tiempo de descansar y desconectar de las ocupaciones que llenan nuestra cabeza y nuestro corazón a lo largo del curso. En fin, es tiempo de dejar pasar las horas del reloj sin preocuparnos si llegaremos a tiempo o no… Es tiempo de estar.

A lo largo del curso dedicamos todas nuestras energías a atender a nuestros hijos, dedicamos tiempo y espacio a nuestros alumnos, a educar… Y educar es algo que lleva tiempo porque no es fácil y dura la vida. Así que los adultos no nos vamos a dar vacaciones en esto de educar pero sí que vamos a regalarnos tiempo para estar de otra manera con nuestros hijos este verano. El tiempo de vacaciones requiere convivencia y tiempo de estar juntos, en muchas ocasiones esta situación provoca conflictos y precisamente esos conflictos pueden ser la oportunidad perfecta para mejorar nuestras relaciones y fortalecer el amor, la buena educación y el buen trato.

Aprovechemos el verano y el tiempo de vacaciones para conocernos mejor, para inventar nuevos espacios de encuentro a través del diálogo, los juegos compartidos y el descubrimiento de los dones que cada uno tiene y que quizás aún no hemos descubierto.

Recuerda que hay tiempo para todo y que el presente siempre es la mejor ocasión de estrenar la Vida y todas las oportunidades que nos trae. Así que como dice un artista de nuestra ciudad: "Si vas a tirar la toalla que sea en la playa".

 

Otros artículos de este autor

Comentar

Comentarios (0)